9 feb. 2010

... Come un lampo di vita

Escribo esto en parte por mi frecuente cambio de humor en estos días y en parte porque hoy que leí el blog de Iván, recordé cuanto me gusta esa canción y todo lo que representa.



La primera vez que te vi, iba escuchando esa canción en mi celular, llevaba los audífonos puestos y tenía la cara hacía el suelo. Mientras de mis ojos salían pequeñas gotas de agua que dejaban huella al deslizarse sobre mi rostro, te acercaste hacía donde estaba sentada, te agachaste hasta que tus ojos estuvieron a la altura de los mios y me dijiste "Hey, ¿estás bien?" Tu sonrisa me cayó como cubetada de agua fría, pero de las buenas... desde ese día ya no he podido dejar de pensar en ti.

Corazón, si me estás leyendo, no dejes de hacerlo...algún día llegarás de nuevo a mi.

No hay comentarios: